Blogia
ENSAYOS DE LA SIERRA-SANTA CRUZ-BOLIVIA

EL TEATRO BARROCO ESPAÑOL, POR CAMILA GASSER SAINZ

El teatro barroco español

 

El siglo XVII, el siglo en el cual el barroco se desarrolla, es conocido también como el Siglo de Oro español, y el género que más destaca en la cultura española barroca es el teatro.

El género dramático de esta época fue totalmente influenciado por la fantástica invención del grandemente conocido autor español Félix Lope de Vega y Carpio.

 

Lope de Vega nació en Madrid en 1562 y fue uno de los poetas y dramaturgos más importantes del Siglo de Oro español, y además uno de los autores más prolíficos de la literatura universal debido al alto número de obras, poemas y novelas que escribió.

En 1609 compuso una obra llamada Arte nuevo de hacer comedias (en esa época se entendía por comedia cualquier pieza teatral), en la cual explicaba su concepción del teatro, una propuesta original y que rompía con la perspectiva teatral clásica que dependía mayormente de obra Poética de Aristóteles, y en la que se defendía de las críticas realizadas a él por apartarse de este modelo clásico.

Las características de esta de este nuevo modelo de comedias fueron las explicadas a continuación:

  • Divide la obra en tres actos (introducción, nudo y desenlace) a diferencia del teatro clásico que lo hacía en cinco.
  • No respeta la regla tradicional de las tres unidades: un lugar (la historia transcurre en un solo sitio); un tiempo (en 24 horas o menos); una acción (y cuenta sólo una historia). La obra podía tener distintas escenografías y así podían variar los lugares en la obra; el tiempo de la historia, es decir el tiempo dentro de la obra, no el que tomaba representarla, podía durar más de un solo día; y en la obra podía haber una acción secundaria o paralela que comparta desenlace con la principal.
  • Las obras se escriben en verso y hacen uso de la polimetría, es decir, utilizaban diferentes tipos de estrofas dependiendo de las situaciones representadas.
  • Las obras suelen mezclar lo trágico con lo cómico.
  • El fin de las obras es que el público disfrute y por lo tanto deben adaptarse a los gustos del público.

 

Como ya mencioné antes, el teatro barroco fue fuertemente influenciado por estas características, y otra característica de este teatro fueron los personajes, que venían ya esquematizados los más habituales:

-          El rey: si es joven puede ser un galán a veces injusto; si es viejo es prudente y suele aparecer al final para restablecer la justicia.

-          El galán: tiene todas las virtudes y es bien parecido.

-          El antagonista o villano: suele ser un noble q abusa de su poder, es tirano y malvado.

-          La dama: es hermosa y al igual q el galán, poseedora de muchas virtudes.

-          El padre de la dama: un hombre ejemplar que defiende el honor de la familia.

-          El gracioso: el criado del galán, personaje que suele romper con las tensiones.

-          La criada: acompañante y confidente de la dama, suele emparejarse con el gracioso.

 

Las obras protagonizadas por este tipo de personajes solían tratar temas como el honor, la honra y el amor, y los distintos géneros en que pasaron a dividirse fueron los siguientes:

  • Obras dramáticas serias:

-          Tragedias: Presentan catástrofes lastimosas que buscan conmover al público.

-          Tragicomedias: trata temas variados, casi siempre relacionados con el honor. Los elementos cómicos se organizan en secuencias aisladas.

-          Autos sacramentales: obras religiosas que exaltan la Eucaristía. Se caracteriza por el uso de alegorías.

  • Obras dramáticas cómicas:

-          Comedias de capa y espada: protagonizadas por caballeros, tratan asuntos amorosos y sorprenden por su inverosimilitud.

-          Comedias de figurón: una trama como de la comedia de capa y espada pero inserta un protagonista cómico.

-          Comedias palatinas: comedias de enredo con una acción situada en la lejanía espacial y/o temporal. Los personajes son nobles.

-          Comedias burlescas: representaciones para carnaval o fiestas cortesanas. Invierte los valores del decoro: alegría por deshonra, venganzas grotescas y humor verbal.

 

 

 

Evolución del teatro barroco español

 

Existen diferentes tipos de estudios respecto a la evolución del teatro barroco español.

La crítica tradicional dividió a los autores en ciclos según su cercanía cronológica y parecido estilístico a los dos autores más grandes de esta época, Lope de Vega y Calderón de la Barca. Así tenemos dos ciclos:

  • Ciclo de Lope de Vega: aquí se encuentran Guillén de Castro, Mira de Amasecua, Vélez de Guevara, y Ruiz de Alarcón. Es un ciclo caracterizado por una mayor espontaneidad y libertad.
  • Ciclo de Calderón de la Barca: aquí entran Agustín Moreto, Francisco de Rojas Zorrilla, Antonio de Solís, y Bances Candamo. Es un ciclo de mayor estilización y más complejo, tanto en el lenguaje como en la construcción de la trama.

A Tirso de Molina,  a pesar de estar relacionado con Lope de Vega, se lo considera aparte por su fuerte personalidad y estilo propio.

Otros estudiosos, dividen de manera diferente esta evolución. El licenciado en filología hispánica Marc Vitse propone la siguiente periodización:

  • Primera comedia o Comedia de la modernización: primero cuarto del siglo XVII. Es el nacimiento y la consolidación de la comedia nueva lopesca.
  • Segunda comedia o Comedia de la modernidad: segundo cuarto del siglo XVII. Es la fase de la madurez en cuanto a la estética y estilo.
  • Tercera comedia o Comedia del estancamiento: entre 1650 y 1680. Se da una tendencia a la evasión y al inmovilismo debido a que la Corte real se convirtiera en el centro de producción dramática.
  • Cuarta comedia o Comedia de la readaptación: hacia el siglo XVIII. Vuelven a escribir según la tradición heredada, y por ello rechazan a los primeros ilustrados españoles.

 

Y por último, Felipe B. Pedraza Jiménez y Mercedes Rodríguez Cáceres proponen otra periodización:

  • Época de formación (1580-1600). Época en que los dramaturgos ensayan diferentes elementos, aún en la línea del teatro anterior. Algunas características son la acumulación de episodios,  el parecido entre el drama trágico y la tragedia sangrienta de tipo senequista (Séneca), y el parecido de las comedias al tono licencioso y grotesco de la comedia latina.
  • La comedia abierta (1600-1620). Es la época de mayor producción por parte de Lope de Vega y sus discípulos. Corresponde al llamado Ciclo de Lope. La estructura cobra coherencia y las piezas cómicas toman su punto, por lo cual es la etapa en la que nacen  las comedias más importantes barrocas, como La dama boba y El perro del hortelano de Lope de Vega, y Don Gil de las calzas verdes de Tirso de Molina.
  • La perfección técnica de la comedia (1620-1650). La estructura de la trama se perfecciona y las tramas secundarias se integran con la principal, haciendo juegos de simetrías y contrastes. Pedro Calderón de la Barca es el que lleva el teatro barroco a su mayor perfección formal. La tragedia también se perfecciona, se presta mayor atención a la psicología de los personajes, a la concentración de la acción, del espacio y del tiempo, y a la elaboración del lenguaje.
  • El anquilosamiento de la comedia. Después de haber alcanzado tal nivel de perfección, y muertos los grandes cultivadores de este género, la comedia cae en manos de dramaturgos sin interés en renovar ni gran creatividad. Así, el teatro barroco sobrevivirá en decadencia hasta las primeras décadas del siglo XVIII.

 

De estos grandes cultivadores del género, de los cuales ya hemos hablado con anterioridad en los ciclos, podemos destacar a tres como los más grandes dramaturgos de esta maravillo época para el teatro: el mismo Lope de Vega, creador de la comedia nueva, Calderón de la Barca, y Tirso de Molina.

 

Lope de Vega,  como ya mencionamos, fue e creador de la comedia nueva lopesca. Sus obras fueron compuestas directamente para ser actuadas, sin copia, por lo cual sufrían adecuaciones y muchas cosas a manos de los actores.

Su lista de comedias notables es muy extensa, peor podemos resaltar como obras maestras las siguientes: Peribáñez y el comendador de Ocaña , Fueneovejuna, La dama boba, El caballero de Olmedo, y El perro del hortelano.

Muchos dramaturgos de la época aceptaron el nuevo estilo de Lope y además fueron perfeccionando su modelo. Algunos de sus seguidores fueron Guillén de Castro, Antonio Mira de Amescua y Tirso de Molina.

 

Pedro Calderón de la Barca, nacido en Madrid en 1600, fue otro gran escritor, poeta y dramaturgo de este Siglo de Oro español.

Su obra marca la culminación barroca de la nueva comedia lopesca. Su producción dramática consta de ciento diez comedias y ochenta autos sacramentales, loas, entremeses y otras obras menores, según un recuento hecho por él mismo. Su técnica teatral superó a la de Lope de Vega y lleva a la perfección su fórmula, quitándole elementos líricos y agregándole una sensibilidad especial para la escenografía y la musicalización.

Algunas de sus obras más destacables son: El médico de su honra, La vida es sueño, Eco y Narciso, La dama duende y El gran teatro del mundo.

 

Tirso de Molina, cuyo nombre real era fray Gabiel Téllez, nació en Madrid en 1579 y murió en Soria, en 1648. Fue otro conocido dramaturgo, poeta y narrador español de la época barroca, pero destaco sobretodo como dramaturgo. Fue el primer autor en dar profundidad psicológica a los personajes femeninos, convirtiéndolas en sus protagonistas.

A él se le atribuye la creación del famoso personaje conocido como Don Juan Tenorio, en su obra El burlador de Sevilla y convidado de piedra.

 

Conclusión

 

En conclusión, después de ver la evolución del teatro barroco del Siglo de Oro español, a sus autores más importantes y las características de este nuevo estilo impuesto durante esta época, creo que el teatro español del barroco marca un antes y un después en la historia de la dramaturgia y que el teatro contemporáneo le debe mucho a este teatro, pues son las características de la comedia nueva lopesca las que continúan hoy en el teatro. Si nos ponemos a pensar, ¿no sería increíblemente aburrido ir a ver una obra teatral de cinco actos, la cual sucede siempre en el mismo sitio y toda la acción debe suceder en un solo día? Por ello creo que le literatura y el género dramático, y el mundo en general, le debe mucho al genio Lope de Vega por su visión y su maravillosa concepción del teatro, y a sus seguidores por perfeccionar este nuevo concepto.

 

CAMILA GASSER SAINZ

 

CUARTO “B” DE SECUNDARIA

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres